ROBERTO EN SANTANDER


En el regreso del curso de Roberto, cansados pero agradecidos, decidimos entre todos colaborar para la entrada del blog... Ante el desbordante torrente de ideas, pensamientos y sensaciones, surgidos de la participación de todos los miembros de la comitiva, nos vimos forzados a optar por otra forma de resolución del problema -nada imaginativa, por cierto- pero más drástica, consistente en el viejo recurso de encender la radio y trasladar a la primera canción que escuchásemos la idea de este curso.
El ¿triste? resultado se lo debemos a la coincidencia espacio-temporal de Los Ronaldos e Ikea; Aquí está la letra, el trabajo de transmutación os lo dejamos a vosotros (así de cansados estamos).

Llevas años enredada en mis manos,
en mi pelo, en mi cabeza,
y no puedo más, no puedo más.
Debería estar cansado de tus manos,
de tu pelo, de tus rarezas,
pero quiero más, yo quiero más.

No puedo vivir sin ti,
no hay manera,
no puedo estar sin ti,
no hay manera.

3 comentarios:

Tista dijo...

Lo del enredarse en las manos, en la cabeza y lo de las rarezas lo puedo visualizar. La contradicción entre el esfuerzo y la frustración lo puedo asumir, incluso la necesidad fisiológica...Pero ¿lo del pelo no irá con segundas? ¡eh!

Kuelebre dijo...

Bufff por la foto vaya lujazo de curso ... clases particulares del gran maestro Roberto Sanchez, que pena no haber podido ir, bueno otra vez sera.
Por cierto, gran acierto la cancion, ¿que hariamos sin el aikido? aparte de no tomar cervecitas despues de los entrenos ...

Andrés dijo...

Los curso de Roberto están cargados intensidad, de matices técnicos y sobre todo de una gran calidad humana...en pocas palabras hay que vivirlos.